top of page

Año nuevo Comcaac, el tiempo que pasa


"El año que inicia es importante comprender que el todo es nada y en la nada todos somos"

Hugo Cabrera / subterráneos


Nación Comcaac, Punta Chueca, Sonora, México, 3 de julio de 2024. La celebración del año nuevo en la cultura de los Comcaac se realiza el último día de junio y el primero de julio, desde mediados de la década de los años setenta, según testimonios de algunos pobladores. La etnia asentada frente a la isla Tiburón, en el mar de Cortés, adoptó las fechas del calendario romano; pero el tiempo en su cosmovisión se percibe por eventos, y en realidad el año nuevo significa a partir del brote de la pitaya del sahuaro, posición de los astros y presencia de vida en el desierto con la caída de lluvia. 


La jornada de celebración son dos días, y en Punta Chueca hubo seis sitios de eventos festivos, que atendieron familias diferentes. Cada sitio tuvo su adornado con elementos en común, caracoles, ramas y los tradicionales listones rojo, blanco y azul. 


Se despide el año


Celebramos la primera jornada escuchando el canto de abuelas y abuelos, reconociendo  la bandera de su nación, comiendo pan y carne de animales sagrados, bebiendo licor de pitaya. Hay muchas cosas nuevas, todo se mueve, nada es estático, pero aún están quienes habitaron la isla y bebieron de sus entrañas. 


El canto se escucha en las bocinas, son las y los mayores quienes lo hacen. Hay un tablón sobre la arena y suelen bailar uno, por uno, al ritmo de la tonada que marqué el cantor. 

Hay que ir buscando en los campamentos celebratorios las presentaciones de artistas locales, alguien te dice que estará Toro Canelo, Betsa Torres, las niñas, Hamacc Cazzim. No hay nada apuntado o un orden, solo va sucediendo. 


La primera jornada cayó en domingo, así que la asistencia de público foráneo fue mucha, unas 500 personas. Se instalaron puestos de artesanía y en algunos sitios se regaló comida: res, tortuga, pollo, venado, pan seri, y más. La celebración duró hasta la media noche y se despidió al año bebiendo licor de pitaya, y hasta con disparos de rifles.


Desde hace algunos años bailar con los cantos tradicionales electrificados de Hamacc Cazzim, es la cúspide del evento.  Niñas, niños, gente de la comunidad bailando una especie de slam, es el clímax de la algarabía. 


El primer día del año


Llegó el primer día del año Comcaac y hubo celebración en Punta Chueca en lunes. Se invocó a la buena suerte y a que el creador cuidara a los presentes. Algunas personas fueron a la isla sagrada: Tejhock,  para limpiarse. Los extranjeros se fueron. Un día de mucha luz y el baile de persona en persona que pedía subir al tablón y que el cantor lanzara la melodía. La concentración de eventos en la playa sucedió con la familia Torres, los otros campamentos en celebración íntima. 


La tarde fue llegando y Betsa Torres dirigió la ceremonia. De nueva cuenta, Hamacc Cazzim se instaló, ahora en campamento Torres.  Cuando la luz se empezó a ir, la Vía láctea fue el escenario para la banda Fuego Divino, liderada por "El Indio", quien nos recordó que Palestina necesita estar fuera del sometimiento y que no hay raza humana que sea superior a otra. "El año que inicia es importante comprender que el todo es nada y en la nada todos somos", dijo Indio. 


Los trajes tradicionales abundaron, niñas y niños observaban el ritual, estaban frente al mar, frente a la isla Tiburón, aprendiendo de una ceremonia que poco a poco transforma y se hace actual. 




***

Visita nuestras redes sociales: Facebook, X, Instagram, YouTube y TikTok 



コメント


bottom of page